JUSTICIA ATENCO

Corte IDH condena al Estado mexicano por tortura sexual en Atenco

La Corte Interamericana de Derechos Humanos condenó al estado mexicano como responsable de tortura física y sexual y violación a 11 mujeres de Atenco en su detención y traslado al CEPRESO “Santiaguito” los días 3 y 4 de mayo de 2006.

Viernes 21 de diciembre de 2018 | 22:10

La Corte Interamericana de Derechos Humanos (Corte IDH) notificó hoy la sentencia adoptada el 28 de noviembre pasado en la que declara la responsabilidad del Estado mexicano por las graves violaciones a derechos humanos cometidas contra 11 mujeres que sufrieron detenciones ilegales y arbitrarias; tortura física, psicológica y sexual; y falta de acceso a la justicia. Respecto de 7 de las mujeres, además, reconoció la violación a su derecho a la libertad de reunión, por cuanto se encontraban ejerciendo su rol como activistas, periodistas o estudiantes al momento de ser detenidas.

La decisión se refiere a los hechos que ocurrieron en el marco de la represión policial desplegada el 3 y 4 de mayo de 2006 en Texcoco y San Salvador Atenco, Estado de México. En ella se confirma, desde la más alta instancia judicial del Sistema Interamericano de Derechos Humanos, lo que las mujeres sobrevivientes han denunciado durante 12 años y se reivindica su lucha contra la impunidad.

En relación a los actos cometidos contra las mujeres de Atenco, el Alto Tribunal reconoció que se utilizó la violencia sexual como práctica represiva y como “estrategia de control, dominio e imposición de poder”.

En este sentido, se ordenó al Estado, entre otras reparaciones, implementar medidas de atención a las mujeres y para revertir las condiciones que permiten hasta hoy la comisión de tortura sexual y represión policíaca.

En estas últimas semana México se encuentra en medio de discusiones parlamentarias en relación con el modelo de seguridad cuyo objetivo es crear la Guardia Nacional que, de implementarse, implicaría la militarización total del país. Sin embargo, la sentencia emtida por la Corte en el caso Atenco, obliga al Poder Legislativo mexicano a revisar la legislación que se pretende aprobar a la luz de los estándares fijados por el Tribunal Interamericano, que condena esta estrategia de seguridad.






Comentarios

DEJAR COMENTARIO