Economía

CALIFICACION MSCI

En medio de la crisis, qué significa la confirmación de Argentina como “mercado emergente”

La confirmación de la Argentina como “mercado emergente” nada tiene que ver con signos de mejora de la economía, sino con las "bondades" que ven los "mercados" por la libre salida de capitales, que hoy implica una enorme sangría por fuga de divisas. Lejos, ya lejos, de la "lluvia de inversiones".

Lucía Ortega

@OrtegaLu_

Lunes 13 de mayo | 22:55

Tal como estaba previsto desde junio del año pasado, la empresa MSCI Inc. confirmó este lunes que el índice de acciones argentina ingresará a la categoría de “mercados emergentes” desde la de “mercados de frontera”. Si bien para el capital financiero, y en particular para las empresas seleccionadas, se trata de una buena noticia, no se espera que repercuta en variables como el dólar o el riesgo país.

La confirmación de la Argentina como “mercado emergente” nada tiene que ver, como podría pensarse, con una perspectiva de asomo de signos vitales en la economía del país por parte de la calificadora. Por el contrario, la incertidumbre económica y política golpea diariamente al alza a la cotización del dólar y mantiene elevados los niveles de “riesgo país”, en el marco de una economía hundida en la deuda externa y bajo un contexto de caída de la actividad económica bajo el mando del Fondo Monetario Internacional (FMI). La decisión responde a otros motivos.

Te puede interesar: Pánico e incertidumbre en los “mercados”: caen los bonos argentinos, suben el dólar y el riesgo país

Así también, si bien la noticia puede generar algún tipo de expectativa optimista poco tiene que ver con alguna vía de escape a la crisis que está afectando a los sectores populares. Basta con destacar que se trata de un índice que valora como positivo las medidas de entrada y salida irrestricta de los capitales del país que hoy están vaciando a la Argentina con la fuga de capitales.

En el primer trimestre del año la fuga ya sumó U$S 4.695 millones, el equivalente a más de 23 veces lo que el gobierno destina al paquete de medidas de “precios esenciales” y créditos de Anses a beneficiarios de AUH y jubilados.

Te puede interesar: El Fondo, la plata quemada y diez juramentos a los “mercados”

El comunicado de la empresa que elabora el índice de emergentes, MSCI, expresó ayer que las acciones de ocho empresas argentinas serán incorporadas con una ponderación en el índice de 0,26 %.

Los valores argentinos que se sumarán son: Banco Macro; BBVA Banco Francés; Globant; Grupo Financiero Galicia; Pampa Energía; Telecom; Transportadora de Gas del Sur e YPF.

Esto tendrá como resultado que dichas empresas verán condiciones más favorables para colocar sus acciones, en un contexto en el cual ya se están desprendiendo de las mismas, y que los capitales globales ven como atractivas por la actual baratura de su cotización en dólares.

De acuerdo a un cálculo de la calificadora de riesgo JP Morgan para sus clientes, el flujo potencial que pueden esperar por esta reclasificación se aproxima a los U$S 1.200 millones.

Las compañías que integrarán el índice son algunas de las que ya cotizan en Wall Street, bajo una figura conocida como ADRs (un título que respalda en un banco estadounidense a las acciones de compañías radicadas fuera de Estados Unidos para que puedan operar allí). Hoy todas estas empresas vienen teniendo caídas en sus cotizaciones, no obstante, desde hace un mes se mostraron fuertes subas, en lo que se leía como una "anticipación" de los especuladores financieros a la decisión de MSCI de incluirlas en la lista de emergentes.

Desde el 29 de abril, los ADR de Telecom llevan acumulada una suba de 17%; los de YPF, 11%, y los de Grupo Financiero Galicia, 22% y los de Banco Macro, 20% al igual que Pampa Energía.

En teoría, la elevación de la calificación del país a “emergente” influye en las decisiones de inversión de operadores y analistas que manejan fondos globales, lo que podría hacer que haya más dinero del exterior entrando a comprar acciones y bonos argentinos. Sin embargo, el analista financiero Christian Buteler señaló que en este momento "los inversores están saliendo y no entrando, y sólo este hecho (el ascenso a mercado emergente) no va a cambiar esta tendencia".

Aunque la aprobación se conoció este lunes, la nueva calificación que había sido anunciada hace casi un año (en las puertas del primer acuerdo con el FMI), recién empezará a regir el 29 de mayo.

Te puede interesar: El capital financiero a la caza de negocios: Argentina es un “mercado emergente”

Según la clasificación de MSCI, existen tres categorías de países: “desarrollados”, “emergentes” y “de frontera”. Entre los segundos se cuentan otros países de la región como Brasil, Chile, Perú, Colombia y México, mientras que entre los países “de frontera” el índice incluye a Croacia, Nigeria y Marruecos.

Lo decisivo para que no se diera marcha atrás con la recalificación pautada desde hace casi un año fue que el Gobierno se mantuvo en su postura de no limitar el movimiento de capitales, uno de los aspectos observados cuidadosamente en el acuerdo con el FMI, y un aspecto fundamental para la empresa MSCI que elabora el índice.

¿Se frenará la devaluación o la suba del riesgo país?

Lejos de este resultado, no hay ninguna razón que pueda hacer esperar que la reclasificación de Argentina como "emergente" tenga un impacto en la relación entre el peso argentino y el dólar, ni tampoco en el índice de riesgo país.

En el primer caso, porque las acciones elegidas por MSCI son las que cotizan en los mercados de Estados Unidos. Un incremento de su demanda no necesariamente implica una entrada de dólares a la Argentina.

En el segundo caso, la confirmación de la Argentina como "mercado emergente" no afecta el riesgo país porque este último índice se vincula con el precio de los bonos, y no con el valor de las acciones. Tampoco la reclasificación implica en forma directa que habrá una mayor demanda de bonos argentinos.

Si la incorporación del país al “club de las economías de emergentes” intentó el año pasado ser mostrado como una reafirmación de la confianza que tienen "los mercados" en la Argentina y un reflote de la teoría de la “lluvia de inversiones”, el actual contexto de sumisión al plan de ajuste del FMI, tras un agravamiento de los desequilibrios económicos debido al severo ajuste fiscal y monetario, podrá ser a lo sumo utilizado por el alicaído gobierno de Macri para seguir mostrándose como el mejor postor para los capitales financieros.

Nada bueno puede esperarse de los negocios que sólo favorecen a un puñado de bancos, especuladores y grandes capitalistas que están acelerando el camino de la economía hacia el colapso mediante la fuga de capitales, así como la presión permanente de los organismos internacionales para garantizar los pagos de la ilegítima y fraudulenta deuda externa. Es necesario levantar un programa político que ponga por delante los intereses del pueblo trabajador y no del capital financiero internacional.

Te puede interesar: ¿Cuál es el programa para derrotar al FMI y evitar un default como el del 2001?






Temas relacionados

Mercados   /   Países emergentes   /   Transacciones financieras   /   Acciones   /   Emergentes   /   Economía Nacional   /   Economía

Comentarios

DEJAR COMENTARIO