Política

CÓRDOBA

Alternativa Federal naufragó y Schiaretti se quedó solo

Frente a la disolución del armado nacional que había impulsado, el gobernador reelecto de Córdoba presentaría una lista corta de diputados.

Miércoles 12 de junio | 17:52

Después de ganar nuevamente la gobernación de Córdoba con el 57 % de los votos, a Juan Schiaretti las cosas no le salieron para nada bien. Dos días después de la elección, los periodistas le preguntaron sobre su proyección nacional y él respondió: “No soy el dueño ni el macho alfa de Alternativa Federal”. Quizás ya tuviera algún indicio de lo que sucedería pocos días después.

El primer síntoma de disgregación del armado que intentaba poner en pie fue el apoyo de la mayoría de los gobernadores que acordaban con Alternativa Federal a la fórmula Fernández-Fernández. Schiaretti, junto con Urtubey y Pichetto se mantuvo en su postura: “Ni con Macri ni con Cristina”. (Un dato de color: ante tanta ingratitud, la respuesta del kirchnerismo local fue de lo más insólita. La diputada Gabriela Estévez, que el 6 de mayo había llamado a votar al peronismo “contra Macri” y luego saludó la reelección del gobernador, el 30 del mismo mes decía que Schiaretti “siempre fue una expresión del peronismo muy cercana a Macri”. ¿En qué quedamos?).

Massa se mostró más cauteloso y, con el correr de los días, se acercó cada vez más a quienes lo habían tratado de traidor tantas veces. Por estas horas, un acuerdo entre los dos ex jefes de gabinete del kirchnerismo es más que seguro, aunque habrá que esperar un poco más para conocer qué lugar le darán al tigrense.

Después de eso, el gobernador recibió una nueva negativa de Roberto Lavagna para sumarse a su armado y Schiaretti decidió irse unos días de vacaciones para no responder preguntas incómodas. Durante esos diez días crecieron los rumores de cierto descontento en las filas del peronismo provincial por mantener la “ancha avenida del medio” en un momento en el que se impone la polarización. Inclusive se habló de que algunos dirigentes delasotistas podrían tener un lugar en la lista de diputados del kirchnerismo.

Cuando el gobernador regresó a Córdoba el pasado domingo, seguramente tuvo que poner un poco de orden. Cuando ayer por la mañana Miguel Ángel Pichetto le comunicó que acompañaría a Macri, el gobernador tomó dos decisiones: seguiría apoyando la candidatura presidencial de Urtubey, pero inscribiría en la provincia a la alianza Hacemos por Córdoba con candidatos propios.

La primera definición fue válida por apenas 24 horas. No se sabe si Urtubey también llamó a Schiaretti antes de arreglar con Lavagna, pero esta tarde se mostró confiado en que el mandatario cordobés respaldará a Consenso 2030. “Vamos a seguir conversando con él. Él sigue sosteniendo el principio de que la Argentina necesita algo diferente al macrismo y al kirchnerismo”, manifestó el gobernador de Salta.

Para seguir con la mala racha, el nombre de Eduardo Accastello suena con fuerza para encabezar la lista de diputados por Unidad Ciudadana en Córdoba. El ex intendente de Villa María se reincorporó al PJ hace un par de años luego de su paso por el kirchnerismo y hasta fue electo legislador por el departamento San Martín el 12 de mayo. Ahora parece que se daría vuelta nuevamente.

Fuentes cercanas a la Casa de Gobierno afirmaron ayer que Schiaretti se concentrará en hacer campaña “para defender los intereses de la provincia”. Como sucedió en otras ocasiones, el peronismo cordobés no puede pegar el salto a las “grandes ligas” de la política nacional y se refugia una vez más en el cordobesismo.






Temas relacionados

Alternativa Federal   /   Elecciones 2019   /   Miguel Ángel Pichetto   /   Juan Schiaretti   /   Juan Manuel Urtubey   /   Mauricio Macri   /   Sergio Massa   /   Política

Comentarios

DEJAR COMENTARIO