×
×
Red Internacional

Fútbol. Central Córdoba 0 - San Lorenzo 2: Gran triunfo del Ciclón. Leguizamón+10

Triunfo al fin. San Lorenzo ganó de visitante un encuentro importantísimo por la pelea de los descensos. Aire para todos en un momento donde el técnico saco del arco a Sebastián Torrico, idolo y referente. Descomunal partido de Iván Leguizamón.

Maximiliano KevorkianRedacción deportes @MoshSL

Miércoles 22 de junio | Edición del día

De la mano de los pibes

Como si un calco de cualquier encuentro de San Lorenzo se tratara, el partido tuvo al conjunto de Boedo muy replegado y la pelota fue del local. Como todos los partidos de San Lorenzo.

El resumen del primer tiempo, más allá de una jugada por lado, es: aburrido. Central Córdoba tuvo todo para sacar ventajas, ya que la defensa del ciclón (más allá de la cantidad) hacia agua por todos lados. Si bien no fue notablemente desastroso, ayudado por la falta de claridad del rival, el equipo azulgrana perdió la mayoría de duelos individuales en defensa.

En fin, los dos equipos terminaron mostrando menos ideas que película de Adam Sandler.

El segundo tiempo mostró junto con la entrada de Iván Leguizamón lo mejor en ataque del Ciclón. Imposible, para los defensores de Central.

A los 56’ metió el primero, después de algunos rebotes.

Llegando al final armó solo una contra letal, corriendo más de 40 metros, metiéndose en el área; logrando que le cometan una falta que el VAR reviso y dió penal. Bareiro lo cambió por gol.

Buen partido de San Lorenzo ante un rival que está al borde del descenso y que más alla de algunos desbordes y una tapada (que la transmisión tildo de descomunal) que le fue al cuerpo de Batalla, estuvo erratico y falto de puntería. Lo pudo haber empatado pero entre la cantidad de jugadores del Ciclón defendiendo y las propias deficiencias para concretar, dejaron en cero el marcador local y un poco más hundido en el promedio al equipo de Santiago del Estero.

El rincón del hincha

Antes que nada, que lindo es ganar.

Torrico no puede estar afuera del equipo, más allá de ser campeón de América e ídolo del club, es incomparable la calidad con respecto a su suplente. Augusto Batalla tiene más conflictos adentro del vestuario que minutos en cancha.
Tocar al ídolo por un partido malo es casi condenatorio para el técnico, que va a tener que hacer muchísimos méritos para arreglar el problema en el que se metió. Recordemos que dijo que no había problemas con Torrico, era un excelente profesional y referente; a la semana lo saca.
Los rumores del retiro se movieron muchísimo el lunes y nos amargaron el final del finde largo.

Que locura lo que jugó Leguizamón, desde que entró fue figura, con un delantero de verdad y Ceruti, harían estragos.

La defensa mejoró en el segundo tiempo, Giay se asentó y Central dejó de desbordar por su lado.
Mercau jugó muy bien.

Para ser un equipo que no se sabe a qué juega o que idea fundacional se propone en el vestuario, San Lorenzo tuvo de los mejores momentos del torneo. Como siempre, de la mano de los pibes.

Bareiro pateó para la estadistica, lejos estuvo de merecer un gol, menos que le regalen convertir el penal. debería haber tirado el que armo toda la jugada Leguizamón. El 11 no esta en estado para jugar, perdió siempre que quizo darse vuelta y pasó mas tiempo en el piso que jugando.

Ahora, Darío Insúa debe sentarse, pensar en cómo y que forma le quiere dar al equipo. No puede ser que más allá de las falencias o experiencia haya tan poca claridad de a qué jugar. Una mínima idea (más que: todos atrás y vemos) tienen que tener cuando saltan al campo de juego.

Increible como funciona el periodismo de los grandes medios, arrancaron hablando de la injusta salida de Torrico, luego se dedicaron a elogiar al normalito de Batalla ( que atajo lo que cualquier arquero estandar debía atajar). El remate, que habla más de los representantes, sus negocios y el vinculo con dirigentes y periodistas... es que quisieron meter por la ventana al arquero como figura del partido. Pintaron de cuerpo completo como funciona el negocio. El post partido fue mostrar una cara seria de Torrico, como si de un villano que no soporta el triunfo ajeno, más allá de que se trate del equipo al que pertenece se tratara. Claramente la imagen era anterior a la finalización del juego, ya que todos estaban sentados, al mismo tiempo que todos estaban en el campo de juego festejando. Manipulación.
El Ciclón gana un encuentro clave por el descenso contra un rival directo. Sin Ortigoza.

El domingo a las 13hs se viene Tigre en el Nuevo Gasómetro.

Socio refundador número 12870




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias