Economía

ECONOMÍA

Crisis en Grecia llega a México: dólar rebasa los 16 pesos

Tras la posibilidad de que Grecia no cediera ante las presiones de la Troika, México sufre las consecuencias de una débil economía.

Diana Valdez

México D.F. / @yellikann

Jueves 2 de julio de 2015

Esta semana el dólar se cotizó al menudeo hasta en 16.01 pesos en ventanillas bancarias. Aunque ya venía con una tendencia ascendente, el peso termina el primer semestre del año con una baja de 20.85% al respecto de los números vistos en las mismas fechas el año pasado, y con un 6.4% también a la baja respecto de la cotización de enero de este año.

Mientras los dueños de las grandes trasnacionales hacen sus apuestas financieras, la crisis abierta para Grecia se encuentra en el ojo del huracán, la información fluye y aunque parece que Tsipras cederá ante las presiones y los bancos griegos han cerrado, el pueblo griego se rehúsa a aceptar los chantajes del imperialismo.

Y en México

México, a pesar de las muchas declaraciones de aquellos en el gobierno encargados de la economía, no está blindado. Si bien el secretario de Hacienda, Luis Videgaray afirmó en días pasados que a la economía mexicana no le afectaría la crisis en Grecia, tuvo que reconocer días después que las turbulencias financieras causan incertidumbre y que en dado caso se tomarán las medidas necesarias.

La mezcla mexicana de petróleo sigue a la baja registrando pérdidas hasta de 36 centavos al día. La Bolsa mexicana de valores registra pérdidas de más de uno por ciento. La volatilidad de la moneda depende casi completamente de los movimientos internacionales, principalmente de Estados Unidos que mantiene los mercados cambiarios a la expectativa en tanto no se define la subida de las tasas de interés que dependen de las Reservas Federales. Definitivamente la crisis griega nos iba a alcanzar.

La inestabilidad del sistema financiero internacional es lo que afectará de manera directa a la economía mexicana. Las condiciones propician una cierta aversión al riesgo, lo que posiciona a la moneda estadunidense mucho más fuerte, aumentando las deudas en moneda extranjera y encareciendo los bienes importados.

Y en el mundo

Sin importar la distancia entre los países y lo diferente de los idiomas ambos gobiernos, tanto el griego como el mexicano, descargan las dificultades económicas sobre las y los trabajadores.

Los planes de austeridad como el ataque a las jubilaciones y los sistemas de salud están cerca de alcanzar a la población griega y no son tan diferentes de los que el gobierno mexicano impone con las reformas estructurales y los recortes al presupuesto, esperando mantener las “buenas” relaciones con el vecino del norte. Esta vez es la Troika es la que presiona al pueblo griego. Sin embargo, el ataque es contra las y los trabajadores alrededor del mundo.

Las turbulencias económicas que golpean la calidad de vida de los trabajadores y no las grandes ganancias los empresarios son el resultado de una economía internacional vulnerable y dependiente del sistema financiero. Las grandes economías no están en buen momento y los países llamados emergentes garantizan su crecimiento a costa de mayor austeridad. Los acuerdos internacionales se anticipan a una posible nueva recesión, ¿seguirán pagando los platos rotos los de abajo?
Hoy los trabajadores griegos y el magisterio mexicano salen a pelear por sus derechos laborales y a exigir a sus gobiernos que sean ellos quienes se aprieten el cinturón. La situación pareciera repetirse en cada país, de México a Grecia la lucha es una sola. Es la hora de construir la unidad de los trabajadores y los sectores populares más allá de las fronteras y la solidaridad obrera internacional.






Temas relacionados

Peso mexicano   /   Referendum en Grecia   /   Dólar   /   Internacional   /   Economía

Comentarios

DEJAR COMENTARIO