×
×
Red Internacional

La secretaría de Educación Pública dio a conocer el Calendario Escolar 2021-22 y la Estrategia de Regreso a Clases, con los cuales se contempla la ampliación del ciclo escolar a 200 días de clases, lo que implica aumentar la carga laboral para el magisterio.

Viernes 9 de julio | 19:28

Con el Calendario Escolar 20221-22 y la Estrategia de Regreso a Clases que fueron presentados el día de hoy por Delfina Gómez, titular de la SEP, se contempla la ampliación del ciclo escolar a 200 días de clases, lo que implica aumentar la carga laboral para el magisterio. Se anunció además que el regreso a clases presenciales el próximo 30 de agosto.

En la LXI reunión con la Conferencia Nacional de Gobernadores (CONAGO), en la que participaron Olga Sánchez Cordero, secretaria de Gobernación, Claudia Sheinbaum, jefa de Gobierno de Ciudad de México, y las y los gobernadores de los otros 31 estados del país, la Secretaria de Educación Pública (SEP) en voz de su titular, Delfina Gómez, anunció que “se iniciaran las actividades escolares presenciales el 30 de agosto de manera cauta y escalonada”, y dio a conocer las modificaciones del ciclo lectivo 2021-2022 que inicia el 30 de agosto y concluirá el 19 de julio de 2022.

Entre las modificaciones que contempla el acuerdo 15/06/21 publicado en el DOF el 24/06/2021 se encuentran:

*-La ampliación del calendario escolar a 200 días.
*-25 días más de actividades laborales para los docentes, cerrando así con un calendario de 225 días laborales.
*-Sobre el acuerdo de la estrategia de reapertura, sólo hace mención a la aplicación de las disposiciones legales correspondientes.

Te puede interesar:
Ajuste al calendario escolar: ¿niega derecho al descanso?

Así mismo se dio a conocer que “abrieron más de 31 mil escuelas en 617 municipios a nivel nacional, con una asistencia de alrededor de 3.4 millones de estudiantes y 386 mil trabajadores de la educación” (Boletín SEP, No. 146), de las cuales muchas cerraron por nuevos contagios.

En el caso de Ciudad de México, el rechazo y la unidad de docentes y padres de familia ante al regreso presencial logró mantener la posición mayoritaria de que sólo cuando existan las condiciones seguras para toda la comunidad educativa y sus familias, será el momento de regresar a las escuelas. Esto incluye, entre otras medidas, la vacunación de toda la población ─que hoy se encuentra en un 38% a nivel nacional.

Te puede interesar:
Regreso parcial a clases presenciales y fracaso en la CDMX

Asimismo se informó del establecimiento de “6 mil 674 Centros Comunitarios de Aprendizaje, con la participación de 21 mil 690 trabajadores de la educación, en beneficio de casi 215 mil alumnas y alumnos” (Boletín SEP, No. 146).

Entre los argumentos para la extensión del calendario escolar lectivo y del regreso a clases presenciales, Delfina Gómez indicó que se tratan de una estrategia nacional para combatir el rezago educativo y que contempla un programa seguro de regreso a clases ¿esto es así?

Regreso a clases y derecho a la educación

La “expectativa” de la SEP, de mantener el regreso a clases de manera presencial, no se corresponde con la dinámica de ascenso que ha adquirido la pandemia, pues nos encontramos ante una tercera ola confirmada por el subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell. Desde el mes de junio, fecha en que se decretó el semáforo verde en la CDMX y en otras entidades del país, comenzó un ascenso en los contagios comunitarios por Covid-19. Tan sólo el día de ayer se notificaron 9,452 nuevos casos, cifra que desde febrero no se registraba.

En torno a la Estrategia Nacional para el Regreso Seguro a Clases Presenciales en las Escuelas de Educación Básica (Ciclo Escolar 2020-2021), parte del programa Aprende en Casa que llegó a 30 millones de NNA (niños, niñas y adolescentes) a nivel de educación básica y media superior, cifras que no contemplan a los 4 millones de estudiantes que abandonaron la escuela porque sus familias perdieron sus trabajos o fueron afectados por las reducciones salariales.

Dicha Estrategia..., contempla tres etapas para el regreso a clases: Medidas preventivas, Medidas de organización y Medidas académicas. En su conjunto establece una serie acciones que no parten de un diagnóstico sobre la infraestructura en las escuelas, la adecuación de los espacios de estudios para el “regreso escalonado” pues sabemos que los salones ya se encontraban sobresaturados con más de 40 estudiantes, así como la situación de rezago educativo que generó un programa televisado que no corresponde con una educación significativa e integral.

La SEP y el gobierno actual no parten de comprender la crisis educativa que se profundizó con la pandemia, y que no se resuelve con aumentar la carga laboral a los docentes ni seguir estableciendo medidas administrativas que no buscan combatir la pérdida del derecho a la educación que se encuentra vinculado también a la crisis económica que atraviesa el país.

Sin duda la educación de las y los niños, jóvenes, debe ser una prioridad para contrarrestar los efectos generados por la pandemia. Por ello, a la par de garantizar la vacunación para todos, es necesario que haya un cambio sustancial en la política educativa del gobierno. Pues seguir destinando un 3.3% del PIB ─que para este año representó un crecimiento nulo comparado con 2020 y con una caída del 1.3% si se compara con 2019─, no representa ningún cambio en relación a los gobiernos anteriores.

Para llevar a cabo las acciones necesarias para el regreso seguro se requiere un plan que tenga como base atender las necesidades de las comunidades educativas, lo cual implica la vacunación de toda la población; becas universales para los estudiantes para alimentación, trasporte y cobertura de materiales; adecuación y rehabilitación de la infraestructura de las escuelas que por años han sido abandonadas y no cuentan incluso con servicios básicos como agua y, garantizar los insumos de higiene y seguridad en todas las escuelas.

También implica dignificar la labor docente y echar atrás los planes de evaluación, que significan una continuación de la Reforma Educativa, así como eliminar el nuevo calendario escolar que es impuesto por las autoridades sin consultar al magisterio y que amplía la carga laboral.

Para lograr el derecho a la educación para todas y todos, así como el regreso seguro sólo la unidad y la organización de las comunidades, es decir, alumnos, profesores y padres de familia puede resolver satisfactoriamente estas demandas.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias