Cultura

MÚSICA // ROCK

Las Manos de Filippi y Cadena Perpetua: sonidos rebeldes, del 2001 a las gestiones obreras

El sábado 7 de septiembre, estas dos bandas de trayectoria combativa que atraviesa 3 décadas animarán el festival aniversario de Madygraf bajo gestión obrera. Te contamos porqué no te lo podés perder.

Augusto Dorado

@AugustoDorado

Viernes 30 de agosto

Las Manos de Filippi en el Obelisco y los Cadena Perpetua. Fotos del Spotify de cada banda.

No podía ser más apropiado el diseño del festival con el que la gráfica Madygraf, fábrica que desde hace 5 años funciona bajo gestión de sus trabajadores y trabajadoras, celebrarán este aniversario especial. Es que el cierre estará a cargo de dos grupos que fueron parte fundamental de la banda de sonido de la crisis del menemismo, de la del gobierno de la Alianza y de las jornadas con aroma a revolución del 2001 que terminaron con la caída de De La Rúa, y de los resultados de esos sucesos: asambleas populares, movimientos de desocupados y fábricas recuperadas por sus obreros. Si hacemos memoria (auditiva en particular), allí estaban Cadena Perpetua y Las Manos de Filippi.

Ambas bandas nacieron a mediados de los ´90 y explotaron en esos años del pre y pos 2001, para consolidar carreras muy sólidas y en sostenido crecimiento. Con plena vigencia, llegan a esta nueva crisis 2019 que los encuentra del mismo lado: junto a los trabajadores y sus luchas. El festival que preparan para este sábado 7 de septiembre será el escenario ideal para un encuentro de estas características: el predio de Madygraf (ex Editorial Atlántida y gráfica Donnelley) en Garín (Panamericana altura km 36,700) es un lugar que ya cobijó shows inolvidables como el de la Kermesse Redonda, Javier Malosetti, La Delio Valdez y Mala Fama, entre otros.

Pero yendo a la trayectoria musical de Cadena y Las Manos ¿por qué te recomendamos no faltar a este show? Compartimos algunos argumentos para que tengas en cuenta y si no venís, es porque… ¡te falta rock!

Las Manos de Filippi

Aunque lo primero que editaron fue un disco de cumbia (algo bastante revulsivo para la época porque no estaba bien visto en el rock allá por 1996) bajo el nombre alternativo de Agrupación Mamanis y que ya en ese comienzo temprano lograron un hitazo con el “Himno del Cucumelo” (que lo versionó hasta ¡El Potro Rodrigo!), Las Manos de Filippi arrancaron su carrera con un discazo de título hiper punk: Arriba las manos, esto es el Estado. Un álbum que abre con el tema “Cutral Có” (en referencia a una de las primeras puebladas de desocupados en Neuquén en 1997, que dio origen luego a los movimientos piqueteros), que repetía en su estribillo el muy cantado en esos años “Haaaay que matar al Presidente” contra el odiado Carlos Menem. Pero ese debut de 1998 también incluía el himno noventero “Sr. Cobranza” que luego se apropiaron los Bersuit Vergarabat (para disgusto de Las Manos) y también temas como “Ballenas” (“qué me importan las ballenas / qué me importan los pingüinos / yo quiero un ejército de locos que me saque de la tumba”) que aportan otro de los toques distintivos de la banda fundada por el Cabra de Vega: el humor (otra muestra posterior sería el tema “El hinchapelotas”).

Ya para el segundo disco (Hasta las manos, de 2002) consolidaron un sonido más contundente y endurecieron el carácter a tono con la época: el resultado fueron temas que sazonaban marchas, fiestas y cortes de calle como “Organización” (“Organización internacional / revolucionaria contra el capital / contra los burócratas, contra la patronal / contra el Fondo Monetario Internacional”, ¡qué vigencia tiene esta letra!) que mechaba melodías de “I Will Survive” de Gloria Gaynor. También se podían encontrar canciones como “Los métodos piqueteros” y al Cabra y toda la banda recorriendo cuanta asamblea popular, predio tomado o fábrica recuperada hubiera por la geografía argentina.

El siguiente disco es elocuente desde el título: Control Obrero (2007) y cuenta con colaboraciones que van desde el cantautor catalán Albert Plá hasta Claudio O´Connor (voz de Hermética y Malón), pasando por el vasco Fermín Muguruza con el que cantan el principal tema, “FaSinPat”, en homenaje a las fábricas sin patrones pero especialmente a la ex Zanón de Neuquén (locación donde también filmaron el video de esta canción que suena muy cercana a Negu Gorriak, emblemática banda de Muguruza en los ´90).

En los siguientes trabajos de Las Manos están presentes Luciano Arruga, Mariano Ferreyra, la masacre de Once, la crítica a las multinacionales como Chevron o Monsanto. Lo último es del año pasado: M.A.C.R.I. (siglas de Mente Anti Capitalista Revolucionaria Internacional), siempre en la misma tónica en cuanto a sus temáticas.

Cadena Perpetua

Cadena Perpetua es un power trío que llegó a los “templos” del rock en Argentina (Obras y el Luna Park), lo que demuestra que es una de las bandas más consolidadas de la escena local. Un poco por su impronta, su sonido y el hecho de ser un trío, se los puede relacionar con Green Day. Sin embargo, aunque también militan dentro del punk rock tradicional, tienen referencias mucho más amplias: en el primer disco (Cadena Perpetua de 1995) ya se despachan con una brillante versión clashera del tango “Por una cabeza”.

Esto será un rasgo distintivo en la carrera de los Cadena: en lugar de hacer covers o versiones “que sepamos todos” o que sean un guiño seguro para el público (por ejemplo, algo conocido de los Ramones o los Clash), ellos prefieren versionar a bandas menos conocidas (¡Y en castellano!) para lograr enriquecer su repertorio: es lo que hacen con “I Wanna Destroy You” de los The Soft Boys (una influencia musicalmente muy sofisticada, aunque también hay otra versión más cruda de los Circle Jerks ellos prefirieron abrevar en la original) o con “Everybody Knows” de Leonard Cohen (¡!) que son parte de su actual repertorio, como lo hicieron alguna vez también con “In the Crowd” de The Jam, entre otras.

Pero la banda de Hernán Vala Valente, Eduardo Grazidei y Damián Chino Biscotti, tiene sus propios hits, además de una prolífica producción discográfica. Los mayores éxitos tal vez llegaron en 2003 con el disco Malas Costumbres (“De más”, “Sigo acá”, “Desde el Infierno”) y también la tónica de crítica política y social (“Imperialista”).

Los vivos de Cadena Perpetua son contundentes: no por casualidad fueron los elegidos para ser teloneros de leyendas del punk como los Ramones, La Polla Records, Stiff Little Fingers, UK Subs, o compartieron cartel en festivales con The Stooges, Stone Temple Pilots o The Offspring. En sus shows actuales repasan temas de toda su carrera, para deleite tanto de fans de la primera hora como para los más novatos.

Un último argumento: Cadena Perpetua y Las Manos de Filippi no es la primera vez que se juntan por una causa. En 2012 participaron del disco Cuerpo, canciones a partir de Mariano Ferreyra -en homenaje al militante del Partido Obrero asesinado por la burocracia sindical- donde grabaron juntos el tema “Kristina” para ese álbum del que lo que se recaudó fue donado a CORREPI para la lucha contra la represión.

Esta es la música, estas son las causas. Sólo falta confirmar tu presencia, el rock está asegurado.






Temas relacionados

Cadena Perpetua   /   Fábrica sin patrones (FaSinPat)   /   Punk   /   Las Manos de Filippi   /   Rock   /   MadyGraf (ex-Donnelley)   /   Control obrero   /   Música   /   Cultura

Comentarios

DEJAR COMENTARIO