Géneros y Sexualidades

ABORTO LEGAL

No fue ley en Quintana Roo, pero lo haremos legal siendo miles en las calles

Con 13 votos en contra y 7 a favor diputadas y diputados del PRI, PAN, Morena, PRD, PT y Partido Verde, negaron el reclamo democrático de miles de mujeres en Quintana Roo, que exigen tratar el aborto como un problema de salud pública.

Jueves 4 de marzo | 13:09

En vísperas del 8 de marzo, Día Internacional de las Mujeres, este martes diputadas y diputados de los partidos del régimen en Quintana Roo desecharon la iniciativa para interrupción legal del embarazo hasta las 12 semanas. Dicha iniciativa estuvo acompañada de una enorme presión política por parte de feministas, jóvenes y organizaciones de mujeres que durante tres meses, tomaron las instalaciones del Congreso Estatal y exigieron que se discutiera en favor de los derechos sexuales y reproductivos de las mujeres, dada falta de interés político por parte de las y los congresistas.

La iniciativa discutida propone la modificación del artículo 13 de la constitución estatal, que “reconoce, protege y garantiza el derecho a la vida de todo ser humano”, así como modificaciones a la ley de salud para tratar el aborto desde la cuestión pública. En Quintana Roo, las penas para mujeres que se realicen un aborto por fuera de las causales reconocidas, van desde los 6 meses hasta los 2 años de cárcel, a pesar de que el estado ocupa el lugar 11 a nivel nacional en violencia sexual.

En 2002, el IMSS e ISSSTE registraron 2 mil 422 casos de aborto en el estado, mientras que para 2017 aumentaron a 3 mil 232 casos. Sin embargo, estas cifras expresan solo datos oficiales y están lejos de dar cuenta de las consecuencias de la clandestinidad y sus complicaciones para miles de mujeres y adolescentes. Entre 2007 y 2020, por lo menos 147 mujeres viajaron a la Ciudad de México para interrumpir de manera legal sus embarazos, lo cual expresa al aborto como un privilegio de clase, pues son las mujeres pobres, indígenas, migrantes, jóvenes y trabajadoras de Quintana Roo, las que no pueden costear este viaje y las que pagan con su salud, su vida y/o su libertad las consecuencias de clandestinidad.

Entre los diputados que desecharon la iniciativa y votaron en contra del derecho a decidir de las mujeres en Quintana Roo, destacan no solamente militantes del PRI, PAN y el Partido Verde, sino también miembros del PRD y PT así como las diputadas de Morena, Euterpe Gutiérrez, Linda Saray Cobos y Paula Pecha Vázquez y la diputada independiente Reyna Durán.

En la votación destaca el comentario de Linda Cobos diputada de Morena quien manifestó: “pedimos una consulta popular en los términos de la Ley como ha dicho nuestro presidente Andrés Manuel López Obrador, por lo que mi voto será en contra". Mientras que la diputa perredista Iris Mora Vallejo, “sintió que no fuera aprobada la despenalización” cuando contradictoriamente, milita en un partido que consolido una coalición electoral con el PAN y PRI.

Esta polémica votación que se da al calor de las próximas elecciones en Quintana Roo y el resto del país, nos deja manifiesto no solo la afinidad política entre los partidos de la derecha, la Iglesia y sectores conservadores como el Frente Nacional por la Familia, sino también, la coincidencia de aquellos partidos que se dicen “de izquierda” y “progresistas”, como el PT y el propio Morena, pero que votan en contra de nuestros derechos.

En el caso del PRD, este impulsa la coalición “Va por México” junto al PAN y PRI mientras que intenta recomponerse a través de expropiar demandas muy sentidas del movimiento de mujeres y usarlas como botín electoral, al mismo tiempo que despide injustificadamente a las y los trabajadores del SUTPRD e impulsa la extinción de dicho sindicato.

Te puede interesar: Voces de trabajadoras del SUTPRD

Estos mismos partidos son los que beneficiándose de la crisis sanitaria y económica, aprovecharon para votar iniciativas reaccionarias similares también en Aguascalientes, Querétaro, Puebla, Guanajuato, Michoacán, Veracruz y Nuevo León, dejando claro que ninguno de ellos nos representa y que no podemos confiar en sus promesas ni maniobras electorales para la conquista de nuestros derechos.

Desde Pan y Rosas consideramos que no hay que resignarnos al “mal menor”, mucho menos a creer que nuestras demandas se conquistarán de la mano de las instituciones que son omisas, negligentes e impunes ante los feminicidios y la precarización que vivimos millones. Por el contrario, decidimos impulsar nuestra propia alternativa política y electoral con nuestra compañera Flora Aco (trabajadora estatal y defensora de derechos laborales), con el objetivo de pelear el registro de una candidatura independiente al servicio de la lucha de las mujeres, denunciando a la bola de hipócritas partidos patronales que integran en sus agendas la perspectiva de género, mientras nos siguen negando el derecho a decidir.

Te puede interesar: Surge Frente de Izquierda Anticapitalista

Que la marea verde se convierta en tsunami

Como nos enseñó la enorme lucha de las mujeres en la marea verde de Argentina que logró la legalización del aborto, ésta solamente podrá ser conquistada con la voluntad de millones de mujeres y personas en las calles, organizadas de manera independiente y sin ninguna confianza ni colaboración política con los partidos del régimen y del Estado, que no solamente nos niegan el derecho a decidir sobre nuestros cuerpos y acceder a una educación sexual integral, sino que también nos condenan a una vida de pobreza, precarización y explotación para beneficio de una minoría parasitaria.

Es por todo esto que el 8 de marzo, las mujeres jóvenes y trabajadoras tenemos una cita de honor en las calles de Quintana Roo y el resto del país, pues no queremos ni una muerta ni presa más por abortos clandestinos; queremos la despenalización y legalización del aborto en todo el país garantizado por el Estado en todas las clínicas públicas para que no sigan lucrando con nuestros derechos, así como anticonceptivos masivos y educación sexual integral, para hacer efectivos los derechos humanos, sexuales y reproductivos de todas las mujeres y personas gestantes. En Quintana Roo hoy no fue ley, pero mañana haremos ley el aborto siendo millones en las calles y organizadas de manera independiente ¡Lo vamos a tirar!






Temas relacionados

Derecho a decidir   /   Marea verde   /   Quintana Roo   /   Senadores   /   Aborto   /   Derecho al aborto   /   Géneros y Sexualidades

Comentarios

DEJAR COMENTARIO