×
×
Red Internacional

En su último reporte analiza la presencia en diferentes países de las variantes, linajes y cepas “inglesa”, “sudafricana” y “brasilera”, junto con sus implicaciones conocidas hasta ahora.

Juan DuarteCiencia y Ambiente | tw: @elzahir2006

Jueves 28 de enero | Edición del día

Gráfico: países con presencia del linaje B.1.1.7.

La nueva y más contagiosa variante del Sars-Cov-2 que se detectó por primera vez en Inglaterra ya se extendió a 70 países, diez más que hace una semana, los cuales reportan casos importados o transmisión comunitaria, según el informe publicado hoy por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

En su última actualización epidemiológica, del miércoles 27 de Enero, la agencia de salud de la ONU también dijo que el linaje del virus que se encontró por primera vez en Sudáfrica, el B.1.351, se había extendido a ocho países más la semana pasada y ahora está presente en 25 países, con 6 bajo confirmación. Asimismo, otra variante descubierta en Brasil, denominada B.1.1.28, se había extendido a ocho países.

Reino Unido
Sobre la variante VOC 202012/01, linaje B.1.1.7, el informe señala que “ha mostrado mayor transmisibilidad comparada con las variantes circulando previamente”, al tiempo que se han publicado “estudios que sugieren evidencia de mayor aumento en la gravedad de la enfermedad”, aunque señalan que son preliminares y hace falta más investigación. Asimismo, señalan que la incidencia ha aumentado semana a semana desde diciembre pasado, solo bajando a partir de las medidas de cuarentena que el gobierno de Johnson aplicó hasta Marzo. La misma situación se observa en Dinamarca, Irlanda y Holanda, donde también circula esa variante.
Sobre su efecto en las vacunas, el informe plantea que hasta ahora “según los estudios preliminares in vitro (disponibles como “preprint”, sin revisión de pares), los sueros posteriores a la vacunación con las vacunas Pfizer y Moderna no han mostrado ningún cambio significativo”, aunque también hacen falta “una mayor investigación con tamaños de muestra más grandes”.

Sudáfrica
Sobre la variante 501Y.V2, linaje B.1.351, hallada por primera vez en sudáfrica, la OMS señala que “estudios de laboratorio recientes de un número limitado de pacientes que usan pseudovirus y virus vivos atenuados de Sudáfrica han demostrado que la variante 501Y.V2 –también denominada así por su mutación característica, que los investigadores creen que la hace más contagiosa– es menos susceptible a la neutralización de anticuerpos”. Aunque también plantean que “son necesarias más investigaciones para determinar si puede escapar de las respuestas inmunitarias adquiridas de una infección anterior”. De momento, “no hay indicios de que exista un mayor riesgo de reinfección en relación con 501Y.V2 según los estudios de observación en Sudáfrica”.

Sobre su efecto en las vacunas, señalan que “los estudios preliminares in vitro que utilizaron sueros de individuos vacunados con la vacuna Moderna mRNA-1273 COVID-19 mostraron una reducción en los títulos [cantidad de virus] de neutralización de la variante 501Y.V2 en comparación con las variantes anteriores probadas”, aunque estos “permanecen por encima de los niveles que se espera sean protectores”. Una reducción pequeña o equivalente mostraron estudios in vitro respecto a personas vacunadas con las vacunas Moderna o Pfizer-BioNTech. También se trata de resultados preliminares. Finalmente, señala que “Moderna está investigando el uso potencial de una dosis de refuerzo adicional” para aumentar la neutralización contra nuevas cepas o linajes, “y está comenzando a evaluar una vacuna candidata de refuerzo de variante emergente”.

Países, territorios y áreas que notificaron SARS-CoV-2 501Y.V2 al 25 de enero de 2021.

La situación es realmente dinámica: sobre el cierre de esta nota, el departamento de Salud de Carolina del Sur anunció la detección de dos casos esta variante del virus en ese estado, y por ende en los Estados Unidos, ambas por transmisión comunitaria. Anthony Fauci, director del Instituto Nacional de Alergia y Enfermedades Infecciosas de ese país, dijo el jueves temprano en MSNBC que la variante sudafricana es "de mayor preocupación" y "realmente podría ser problemática".

Brasil
Sobre la variante P.1, linaje B.1.1.28, identificada en Brasil, señala que el número de casos en las últimas dos semanas es más alto en comparación con el de septiembre a noviembre de 2020, y también las muertes semanales han aumentado desde principios de noviembre de 2020, alcanzando el número de casos semanales más altos desde el inicio de la pandemia en la semana que del 11 de enero de 2021.
Según la OMS, en Manaos la proporción de casos secuenciados con esta variante aumentó casi un 30 % entre diciembre 2020 y enero 2021, del 52,2% al 85,4%. El informe apunta también que la transmisión local en curso de esta variante y las mutaciones documentadas, plantean “preocupaciones similares sobre posibles aumentos en la transmisibilidad o propensión a la reinfección”, aunque también se necesitan más estudios.

Países, territorios y áreas que notificaron la variante P.1 del SARS-CoV-2 al 25 de enero de 2021.

Aumento de tasa de muertes por millón de habitantes en países con circulación del linaje B.1.1.7.

Recientemente, la investigadora Emma Hodcroft junto a un grupo de investigadores en filogenia viral, lanzaron el sitio https://covariants.org/ desde donde se puede seguir el desarrollo de estas y otras variantes del virus a nivel global y por países.

Las nuevas variantes y la urgencia de estrategias de”supresión”

Como señala el biólogo evolutivo especialista en filogeografía Rob Wallace, la emergencia de nuevas cepas con las características arriba señaladas deja al descubierto los efectos de políticas que dejaron inicialmente correr el virus (en cada uno de los casos el alto nivel de circulación parece haber planteado ventajas adaptativas para la emergencia de estas nuevas variantes). Pero también la insuficiencia de las estrategias epidemiológicas que apuntan solo a “mitigar” la propagación del virus para no saturar los sistemas de salud, en vez de “suprimirlo” tomando medidas epidemiológicas y económico-sociales adecuadas (estrategia activa de testeo, rastreo y aislamiento; campañas de vacunación masiva en cada país y a nivel global, escalando la producción de vacunas para satisfacer la demanda global, nacionalización, unificación y recursos para los sistemas de salud y producción de insumos sanitarios públicos y privados, cierre de actividades no esenciales manteniendo los salarios, etc., tal como planteamos aquí).

En pocas palabras, de no encarar medidas de este tipo, privilegiando la salud antes que la economía capitalista, no solo –de mínima– estas nuevas cepas aumentarán drásticamente la velocidad de transmisión y la consecuente tasa de mortalidad (como ya se está viendo en los países señalados), sino que es probable que sigan emergiendo nuevas variantes con características muy diferentes al Sars-Cov-2 y la Covid-19, motivo por el cual varios especialistas ya hablan de “nueva pandemia”.

Fuente: Reporte semanal epidemiológico de la OMS, 27/01/2021




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias