Política México

Conferencia AMLO

Mañanera de AMLO: condecoración Miguel Hidalgo, sector salud y deuda pública

Tiempo estimado 5:29 min


En la mañanera de este martes 24 de agosto, principalmente se discutió sobre el sector salud y la deuda externa.

Martes 24 de agosto | Edición del día

Desde Palacio Nacional, esta mañana AMLO ofreció sus condolencias a los familiares de los trabajadores de Pemex y de la empresa Cotemar muertos tras la explosión en una de las plataformas de la paraestatal en Campeche, siniestro ocurrido el domingo pasado que dejó también varios heridos y desaparecidos.

Sin mencionar la responsabilidad del Estado y las empresas privadas que han desmantelado la estructura de Pemex, AMLO dijo que se trata de "un suceso lamentable". Como si no fuera responsabilidad de la patronal garantizar medidas de seguridad a sus trabajadores, el Presidente dijo que "se trata de un trabajo riesgoso" y que las víctimas contarían con “todo el apoyo” del Presidencia.

A propósito de esta tragedia, el Sindicato de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana de la sección 47 anunció en un comunicado que, a pesar de saber los riesgos de la industria, “una mala gestión está convirtiéndola en una industria de peligro y eso es inadmisible”.

Por otro lado, el secretario de Salud, Jorge Alcocer, informó la actualización de los nueve medicamentos oncológicos que recibirá el país, los cuales ayudan a no tener tantos efectos colaterales por las terapias.

Más tarde, López Obrador entregó condecoraciones “Miguel Hidalgo” a algunos trabajadores de la salud que estuvieron en la primera línea de lucha contra la pandemia. Recalcó que la mayoría de lxs premiadxs eran mujeres. “Y no sé por qué”, se extrañó el mandatario. Se premió al personal de salud de 68 categorías diferentes, incluyendo a varixs del Ejército mexicano.

Si bien es cierto que las y los trabajadores de primera línea —que incluye también a trabajadores invisibilizados, subcontratados, como los de limpieza, paramédicos y laboratoristas— merecen reconocimiento por su labor, son ellxs mismxs quienes han denunciado que lo que el personal de salud necesita no son premios de “héroes de la patria”.

El sistema de salud está en crisis desde antes de la pandemia y eso permitió que los y las trabajadoras de la salud que estuvieron en primera línea se contagiaran e incluso murieran, México es el país con más muertes de trabajadores de la salud por COVID en América. Las condiciones en las que han trabajado los hospitales públicos son deplorables: no hay material necesario para proteger al personal, insumos, medicamentos, respiradores y un largo etcétera.

Además, es un hecho que el sector salud está mayormente constituido por mujeres, quienes no sólo han estado más expuestas al virus, también son las más precarizadas por las formas de contratación que permiten a los patrones despedir a las mujeres sin que tengan ninguna forma de defensa salvo la lucha. Médicas, asistentes, enfermeras, cocineras, trabajadoras de limpieza, sostienen diariamente los hospitales de todo el mundo.

El subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell, dio un informe de la situación pandémica. Explicó que hay una tendencia de descenso de la tercera ola, pues por tercer semana consecutiva hay una disminución en casos y hospitalizaciones por Covid, así como los casos de defunción. Detalló que la Ciudad de México lleva ocho días con reducción de ocupación hospitalaria. Informó que el 63% de la población está vacunada y que hoy llegarán las vacunas Moderna y Pfizer.

Después, el Presidente habló sobre un fondo en el que todos los países participantes del Fondo Monetario Internacional (FMI) aportan y México recibirá aproximadamente 12.500 millones de pesos de los 600 mil millones de dólares recaudados. Dijo que se están haciendo gestiones con el Banco de México para que el monto sea para pagar la deuda externa.

Mientras los hospitales denuncian la falta de insumos, la población sufre las consecuencias económicas de la crisis, sumando 21 millones de nuevos pobres, mientras la educación pública recibe menor presupuesto así como la cultura y el arte, AMLO destina una suma importante de dinero a una deuda -injustamente pública- que no sólo es un claro ejemplo de corrupción, también va en aumento aceleradamente.

Una deuda que incluye la del Gobierno Federal, las empresas energéticas estatales y el Banco de Desarrollo, la cual aumentó del 2010 al 2019 un 168%. En este momento se acerca a los 210 mil millones de dólares, que sumada con la deuda interna, supera los 500 mil millones de pesos.

A pesar de las promesas de la 4T de no incrementar la deuda pública, factores como la devaluación del peso frente al dólar y los préstamos para hacer frente a la crisis han servido de justificación para aumentarla. El continuar con la deuda es garantizar la expoliación que los países imperialistas han desatado en México y en otros países económicamente dependientes en el globo desde hace años, además de ser tan ilegítima que ya hemos pagado en su totalidad varias veces pero que sigue en crecimiento por los intereses descomunales que impone el Banco Mundial para mantener en desventaja económica a los países semicoloniales.

Es una deuda odiosa. Es indispensable suspender inmediatamente el pago de ésta y así poder aumentar el presupuesto a la salud, a la educación, al arte y la cultura.





Temas relacionados

Primera línea   /    Gobierno AMLO   /    Política México   /    Pemex   /    Deuda externa   /    Deuda pública

Comentarios

DEJAR COMENTARIO